Mi jabón no hace suficiente espuma ¿por qué?

Hiciste unos hermosos jabones de glicerina y al momento de usarlos ¿no hicieron espuma y además se sienten muy blandos?.

Apuesto que a mas de una nos pasó esto cuando iniciamos en este mundo de los jabones de glicerina:

Estas muy emocionada por que al fin tienes el jabón de glicerina en tus manos para comenzar a elaborar esos jabones de los que tanto hablan.

Ves infinidad de recetas y quieres hacer TODAS. Al fin te decides por el jabón de avena con miel, ese que te va a dejar la piel super hidratada y además te ayudará a eliminar ese granito que te salió en la cara. Super decidida comienzas a seguir las instrucciones…

  1. Funde 100 gramos de jabón de glicerina opaco a baño maría o en microondas.
  2. Una vez fundido agrégale 2 g de Miel de abeja y 2 g de avena molida.
  3. Añade 3 g de Esencia de miel y mezcla.
  4. Vierte en un molde y espera a que solidifique.
  5. Una vez solido desmolda y listo.

Cuando llegas a la parte de agregarle la avena, la miel y el aroma piensas…

Con mucha emoción lo haces y procedes a vaciarlo a tu molde. Dejas que se enfríe mientras que mueres de desesperación por que ya esté listo y lo puedas probar.

Llego la hora, lo vas a desmoldar y sientes que tu jabón tiene una consistencia aguada, lo primero que piensas es:

Tratas de mantener la calma y desmoldas como puedes, a pedazos por que está tan “chicloso” que es imposible sacarlo entero. Como pudiste sacaste un buen trozo, lo suficiente para lavarte por lo menos la cara.

Estas preparada para disfrutar de tu super jabón concentrado y disfrutar de su abundante espuma…. ¡Sorpresa!, apenas y sientes la espuma, bueno en realidad solo sientes aceite resbalando en tu cara. Estas totalmente decepcionada de la tan mala calidad del jabón de glicerina que compraste y que JAMAS VOVERAS A COMPRAR. Mientras en tu búsqueda de una buena base y comprando 3 diferentes marcas de jabón de glicerina diferentes te sigue pasando lo mismo.

Ahora comienzas a pensar que es mentira todo lo que presumen de los jabones de glicerina y decides ya no hacer nada .

Triste y real historia que a mas de una nos paso la primera vez que hicimos jabones. Si estas en ese proceso de tirar tu jabón aguado y que no hace espuma, te diré que ¡NO LO HAGAS! el problema no es la calidad de la base sino la cantidad de ingredientes que le estas agregando, si, como lo lees. el agregarle mas cantidad de ingrediente no hará que tengas un jabón más efectivo, sino todo lo contrario.

Cuando le agregas aceites, esencia, plantas etc. debe ser bajo ciertas cantidades en concreto, ya que el exceso de estos hará que le corten la espuma y se hagan blandos.

En total entre todo lo que le pienses agregar no debe exceder de un máximo del 7 % sobre el peso de tu jabón, por ejemplo si vas a hacer un jabón de 100 g divide los ingredientes que le pondrás a manera que en total máximo sumen 7 gramos entre todo. Regresando a la receta del jabón de avena con miel podemos ver que lleva 2 g de avena, 2 g de miel y 3 g de esencia en total son 7 g.

Aquí te dejo una tabla de porcentajes de lo que puedes agregar a tu jabón para tener un buen resultado.

Dosis recomendadas:

Esencia: 1 a 3% (10 a 30 g por kilo).
Colorante: Al gusto, con solo gotas obtenemos buena coloración.
Aceites: .5 a 2% ( 5 a 20 g por kilo).
Plantas: 1 a 2% (10 a 20 g por kilo).
Aceites esenciales: .05 a .1% (1 ml = 35 gotas por kilo).
Exfoliantes: .1 a .2% (1 a 2 g por kilo).

Con esto te puedes basar en los porcentajes mínimos y máximos dependiendo el ingrediente y que en total de tu formula no se exceda del 7% sobre el peso de tu jabón a realizar.

Cabe mencionar que estos porcentajes son para una base de jabón de glicerina dura, como el JABÓN DE GLICERINA PREMIUM, ya que tambíén hay bases mas suaves como el jabón de glicerina Estándar.

JABÓN DE GLICERINA ESTANDAR

Las bases suaves como el jabón de glicerina Estándar es una base recomendada para jabones decorativos que únicamente llevan esencia y color. No exceder de un 3 % de esencia y color para no perder la consistencia y su espuma. De cualquier forma también puedes usar este para agregarle ingredientes solo no excedas del 3% sobre el peso a utilizar de jabón.

JABÓN DE GLICERINA PREMIUM

La base de jabón de glicerina premium , es una base de mayor dureza, ideal para jabones terapéuticos que sin problema no rebasando la dosis le puedes agregar los activos que prefieras para personalizarlo dependiendo el tipo de piel. Te quedará un jabón con buena dureza y que durará mucho más al uso y sin perder su espuma.

Otra situación que hace que tu jabón pierda su consistencia y se haga blando es el sobre calentarlo. Si lo calientas demasiado o dejas que hierva el jabón se deshidratará y además de que tomará esa consistencia “aguada” también sudarán mucho ya solidos.

¿Entonces ya no puedo recuperar el jabón que me quedo “aguado”?

Si puedes, vuélvelo a fundir con mas base de jabón de glicerina y agrégale un chorrito de alcohol, con esto puedes recuperar tu jabón sin problema.

Ahora que ya sabes por que tu jabón de glicerina esta blando y no hace espuma, ya puedes volver a intentarlo y lograr un buen resultado.

Cuéntanos tu experiencia o dudas.

Share on facebook
COMPARTIR
Share on whatsapp
COMPARTIR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?